Reformas permitirán al Infop reducir gasto y graduar más y mejores profesionales

Tegucigalpa, 28 de abril. Las reformas emprendidas en el Instituto Nacional de Formación Profesional (Infop) tienen como objetivo central mejorar la calidad educativa, incrementar el número de graduados y permitir que más hondureños puedan acceder a capacidades requeridas hoy en día en el mundo laboral.

El presidente Juan Orlando Hernández indicó en su momento que “para hoy es tarde la reforma que se debe hacer en el Infop, pero igual es un proceso en el que deben participar los tres sectores: empresa privada, trabajadores y Gobierno”.

Hernández auguró que “la revolución tecnológica inevitablemente irá sustituyendo las plazas de trabajo, especialmente en el área de las manufacturas”.

Asimismo, dijo que Estado, empresa privada y trabajadores “tenemos que revolucionar la educación para el trabajo y la educación vocacional, para estar a la altura de las circunstancias”.

Garantizar mano de obra

El secretario del Trabajo, Carlos Madero, indicó que todo lo emprendido al interior del Infop se realiza “con la idea de potenciar el talento humano y garantizar la mano de obra de calidad, mediante una reforma integral orientada al fortalecimiento de la institución”.

También se buscará triplicar la cobertura para incrementar de 5.000 a 10.000 los egresados en los centros fijos, así como mejorar los servicios, manifestó Madero.

Calificó como histórica la decisión que se tomó porque así se pretende incluir a más hondureños en la educación y añadió que la reforma brindará a las personas que no trabajan ni estudian una opción para que se puedan incorporar al mercado laboral.

Actualmente el Infop invierte 300 millones de lempiras anuales en los cinco centros fijos y los agrícolas, graduando apenas a 5.000 hondureños.

La reingeniería

Desde 2018, la administración del Instituto inició un proceso de reingeniería en cuatro pilares fundamentales: Oferta Académica (actualización), Ornato e Infraestructura, Procesos y Sistemas, y en la actualidad se ejecuta la reingeniería de la Estructura Orgánica y Funcional.

En Honduras es evidente que para satisfacer la demanda del sector empresarial y de los planes de desarrollo del país se necesita mano de obra capacitada en temas propios de la educación técnica profesional, lo que requiere una reforma histórica en el Sistema de Formación Profesional.

Con la modernización de dicho sistema, el Infop seguirá cumpliendo su gestión social siempre de manera gratuita y no se privatizará.

A la vez, se contempla masificar el número de egresados, pasando de 5.000 en la actualidad a 15.000 anuales en los próximos dos años; esto permitirá ofrecer mano de obra calificada ante las necesidades del mundo laboral con un grupo de 30.000 graduados.

Reducción del gasto y más formadores

Otra de las reformas emprendidas pretende aprovechar en mejor forma el presupuesto de la institución, del que se destinaba un 75 % a sueldos y salarios (debido a un oneroso contrato colectivo), mientras que solo un 19 % se utilizaba para mejorar la formación profesional.

A lo anterior se debe sumar que el cierre de establecimientos y centros ineficientes reducirá el gasto anual en cerca de 260 millones de lempiras. Al aminorar el pago de planilla, de baja efectividad cognitiva, se eleva de un 19% a un 38% la inversión en formación técnica profesional.

El Infop se convertirá en un instituto de segundo piso, orientado a rectorar la educación técnica profesional, planificando e implementando de forma gratuita la tercerización de la educación a través de empresas e instituciones de todos los sectores, logrando quintuplicar el número de formadores.

El ministro de Educación, Arnaldo Bueso, aportó que “con este cambio se trata de generar esperanzas para el pueblo hondureño, para los jóvenes en Honduras. Este cambio tuvo que haber ocurrido hace 20 años atrás. Es un hecho histórico para nuestro país”.

Se prevé que con la conformación de nuevas empresas tecnificadas dedicadas a la formación profesional se producirá una derrama económica en las finanzas del país, que permitirá una prosperidad en el entorno regional, en lugar de contar con una planilla inflada de instructores próximos a jubilarse y tecnológicamente desfasados.

Empleo y más centros modernos

En otro momento, Hernández reconoció que “si bien es cierto el Infop ha mejorado significativamente en los últimos años, esa mejora no es suficiente para lo que viene para el país y lo que requiere el entorno laboral en la actualidad”.

Hernández comentó que la revolución tecnológica, de manera inevitable, irá sustituyendo las plazas de trabajo, especialmente en el área de las manufacturas, “y allí es donde entra el Infop para convertirse en centro de formación actualizado a las necesidades del país”.

De ese modo, la reforma a Infop podrá derivar en una generación de empleo para hondureños que se dediquen a la formación profesional y para que estos presten servicios de formación a la institución.

Del mismo modo, se pretende facilitar de forma masiva a los hondureños centros de estudios de formación técnica profesional gratuitos y tecnológicamente equipados, que estén a la altura de los países de primer orden y así generar mano de obra calificada que cumpla con estándares internacionales, para lograr mayor inversión de empresas extranjeras en el país.

Además, a través del programa Con Chamba Vivís Mejor se implementará un sistema de formación dual por madurez y bachillerato técnico, que será el nuevo modelo de formación técnica profesional del país.

Madero amplió que “con la reforma y con una inversión de 50 millones de lempiras podríamos formar a más de 10.000 hondureños, con los que generaremos mayor inclusión y empleo”.

Explicó el funcionario que el plan contempla migrar hacia un modelo de profesionalización en la formación técnica para el empleo, pasando del funcionamiento de los centros fijos a los colegios técnicos de alto nivel, constituyendo esto un cambio histórico del Sistema de Formación Técnico Profesional.

El plan de reforma también incluye fortalecer la formación técnica a corto plazo, con énfasis en los bachilleratos técnicos a nivel medio y nivel universitario, por medio de los colegios técnicos públicos y las distintas universidades.

De igual manera se impulsará la optimización de la formación técnica agrícola y la formación para el acceso al crédito, con la premisa fundamental que seguirá siendo gratuito para la población.

 

De interés

1. El Consejo Directivo del Infop, en sesión extraordinaria del 25 de abril de 2019, aprobó la adquisición de un préstamo en la banca privada nacional para llevar a cabo la reingeniería del recurso humano del Infop, con la finalidad de contar con una institución sólida y productiva que logre cumplir con las exigencias del siglo XXI.

2. Asimismo, se aprobó iniciar las clases el 13 de mayo próximo, para un grupo de aproximadamente 900 aprendices, permitiendo que la institución prosiga con su labor formativa profesional.

3. El cierre de los centros agrícola e industrial permitirá un ahorro de 115 millones de lempiras al año y con ese fondo el presupuesto de inversión pasará de 19 a 38 %, permitiendo favorecer los esfuerzos por ofrecer una mejor calidad educativa.

4. Asimismo, el Infop requiere de contratación de personal con los requisitos preestablecidos y las competencias adecuadas para hacer frente a las necesidades actuales del país en materia de mano de obra calificada.