Primera Dama destaca acciones emprendidas por el Gobierno para la reactivación económica de las mujeres post-covid

Derechos Económicos de las mujeres
*Tegucigalpa, 29 de septiembre 2021.-* La primera dama, Ana García de Hernández, compartió hoy experiencias sobre el empoderamiento y autonomía económica de las mujeres, desde la realidad de Honduras, en el evento virtual denominado «Derechos Económicos de las mujeres en la reactivación post-Covid: Brechas Jurídicas y Áreas de Concentración».
El conversatorio fue organizado por la Comisión Interamericana de Mujeres (CIM), con el apoyo de la Misión Permanente de Honduras y la Misión Observadora de Francia ante la Organización de los Estados Americanos (OEA).
Desde el primer día de la pandemia, la CIM se planteó como objetivo estratégico dar visibilidad a las necesidades de las mujeres en esta crisis y al rol que ellas cumplen en el proceso de recuperación y reactivación económica post covid-19.
En ese sentido, el evento virtual busca profundizar el análisis de las brechas persistentes en el marco jurídico en torno a los derechos económicos de las mujeres y formular recomendaciones concretas de instrumentos y otras herramientas.
Lo anterior con el fin de fortalecer la garantía y protección de los derechos, usando como oportunidad los espacios de reflexión, interpretación y reclamo generados en el marco de la pandemia.
*Reactivación económica desde la realidad hondureña*
La primera dama, Ana García de Hernández, durante su participación destacó la labor que realiza el Gobierno del presidente Juan Orlando Hernández desde los diferentes programas enfocados a empoderar y reactivar la economía de las mujeres hondureñas luego de ser las más afectadas ante la pandemia de la covid-19.
De acuerdo con la esposa del mandatario hondureño, el tema de los derechos económicos de las mujeres debe ser abordado con prioridad no solo en Honduras, sino en toda la región.
Ello debido a que la situación actual que atraviesan todos los países del mundo a causa del coronavirus, ha agudizado la crisis económica, afectando principalmente a las mujeres, en especial a las madres solteras, jefas de hogares que viven en áreas rurales o zonas marginales de las grandes ciudades.
En ese sentido, «esta crisis del covid-19 ha evidenciado las condiciones de exclusión y marginación, no solo por ser mujeres, pobres, indígenas o afrodescendientes, sino que también se ha agregado un componente adicional que es la condición de ser migrantes», lamentó García de Hernández.
Agregó que la pandemia ha provocado que aumente la precariedad en los ingresos, así como el retroceso en la inserción en el mercado laboral formal; aumentó la inseguridad alimentaria y la pobreza, con mayor afectación a las mujeres y niñas de las zonas rurales.
En ese contexto, la esposa del mandatario hondureño aplaudió los esfuerzos que se realizan para crear estos espacios de reflexión e interpretación, para formular acciones y recomendaciones para la garantía y protección de los derechos económicos de las mujeres.
*Ventana de oportunidades para la mujer*
La señora de Hernández remarcó que el Gobierno de la República siempre ha tenido como prioridad abrir las ventanas de oportunidades para las mujeres, y es por ello que en el año 2016 se creó el Programa Presidencial Ciudad Mujer, constituyéndose como un proyecto de respuesta integral hacía las hondureñas.
A la fecha se han construido seis Centros Integrales, en Tegucigalpa, San Pedro Sula, Choloma, Juticalpa, La Ceiba y Choluteca, contribuyendo al mejoramiento de las condiciones de vida de las mujeres, en áreas como Autonomía Económica, Atención a la Violencia, Salud Sexual y Reproductiva, entre otras.
Además funciona el Centro Ciudad Móvil, en los departamentos de Yoro y Cortés, y para el primer semestre del año 2022 se prevé el inicio de operaciones del séptimo centro en la zona occidental del país.
Desde el inicio de operaciones en el año 2017, los Centros Ciudad Mujer a nivel nacional han atendido a más de 600.000 hondureñas, brindándoles alrededor de 1.5 millones de servicios gratuitos.
A lo largo de los años, el Módulo de Autonomía Económica se ha convertido en el espacio con mayor demanda, mediante el cual se promueve y fortalece la autonomía económica de la mujer, a través de una iniciativa de emprendimiento y participación en el mercado laboral.
Migración en tiempos de pandemia
García de Hernández agregó que, sumado a los efectos de la pandemia, en el año 2020 también se conoció la dinámica generada por la migración en todos los países, con un enfoque en el continente americano.
«Hoy vemos números extraordinarios, cifras jamás antes vistas, de personas migrando hacía el norte del continente (Estados Unidos); muchas de estas personas son mujeres y sus familias que han tomado la decisión, motivadas en algunos casos por la situación económica que enfrentan en sus comunidades», mencionó la Primera Dama.
García de Hernández compartió la experiencia que vivió en días recientes, cuando visitó la frontera sur de los Estados Unidos, para conocer in situ la situación que viven miles de migrantes hondureños y de otros países.
Además exteriorizó la crisis que atravesaron miles de familias hondureñas debido a los efectos devastadores de las tormentas tropicales Eta y Iota, que golpearon al país en noviembre del año 2020.
Es por ello que este foro se convierte en un espacio importante de reflexión, para poder entender lo que las mujeres están viviendo en los países de la región, a raíz de la pandemia y sus efectos no solo en el área de la salud, sino en la educación, sociedad y economía.
De igual forma el Gobierno de Honduras, según resaltó la señora de Hernández, «no se ha quedado de brazos cruzados, por el contrario, familias completas han sido intervenidas a través del programa social Vida Mejor, el cual evitó que muchos hogares cayeran en una pobreza extrema».
Además se han generado diversas oportunidades, por medio del Programa Presidencial Honduras Se Levanta, el Servicio Nacional de Emprendimiento y Pequeños Negocios (Senprende), que apoya con capital de trabajo y capital semilla a miles de mujeres y familias del país.
*Conclusiones*
Los expertos coincidieron en que para lograr una reactivación inclusiva que garantice los derechos de las mujeres y promueva la igualdad de género para una recuperación sostenible la región requiere:
— Avanzar hacia un pacto fiscal y de género que tome en cuenta las necesidades de las mujeres para mitigar la emergencia e impulsar una reactivación sostenible y justa.
— Reforzar el financiamiento de políticas con foco en las mujeres durante y después de la pandemia: servicios integrales de atención en violencia de género, salud sexual y reproductiva y cuidados y garantizar un ingreso básico de emergencia a mujeres en situación de pobreza entre otras recomendaciones.
*Otros datos*
El evento virtual contó con la participación de Mayra Jiménez, presidenta de la CIM/OEA 2019-2022; Anne de la Blache, embajadora, observadora de Francia ante la OEA, quienes junto a la primera dama, Ana García de Hernández, fueron las encargadas de dar la bienvenida y el contexto del conversatorio.
Además el panel sobre «Los Derechos de las Mujeres en la Reactivación Post Covid” estuvo integrado por Alejandra Mora Mora, secretaria ejecutiva de la CIM/OEA; Tea Trumbic, directora del Programa “Women, Business and the Law”; Banco Mundial, Jeetendra Khadan, economista principal, Departamento de Países del Caribe, Banco Interamericano de Desarrollo.
Por su parte la abogada Rosa de Lourdes Paz Haslam, delegada presidencial del Programa Ciudad Mujer, compartió experiencias desde el terreno, a través del programa que preside.
 *Enlace de descarga*
Derechos económicos de las mujeres en la reactivación Post COVID-19_brechas jurídicas y áreas de concentración_Videoconferencia.mp4
WordPress Lightbox Plugin