Administración Hernández cimenta una verdadera conectividad aérea

—-  “Una vez que nosotros tengamos turistas llegando al país vamos a poder tener vuelos chárter, operaciones privadas, helicópteros, volando a estos aeródromos”, dice presidente de OPTUR, Armando Palacios.
—- Para tour operadores, la Ley de Pasajes Baratos da más confianza a las líneas aéreas y a los inversionistas, ya que establece reglas y facilidades para explotar el mercado turístico.
*Tegucigalpa, 14 de julio.* Con la Ley de Pasajes Baratos y con la construcción, y ahora reactivación, de los aeródromos nacionales, la Administración del presidente Juan Orlando Hernández está dejando cimentada una estrategia confiable en favor de la conectividad aérea en Honduras.
“Estamos contentos porque se están tomando pasos grandes para dejar cimentada lo que es una verdadera conectividad aérea, tanto para que vengan turistas a Honduras, como para que el hondureño pueda viajar a precio razonable”, indicó Miguel Ángel Ramírez, de la agencia Turismo a su Servicio (Turaser).
La Ley de Pasajes Baratos ya fue aprobada en el Congreso Nacional y ratificada por el mandatario hondureño, y para los empresarios vinculados a la industria sin chimenea esta es la garantía que requerían para trabajar con confianza.
La legislación “da más confianza a las líneas aéreas y a los inversionistas, saber que las reglas están claras y que pueden contar con facilidades para explotar un mercado”, señaló Ramírez.
*Engranaje*
Los aeropuertos internacionales hondureños tendrán una mayor operación de líneas aéreas generando la oportunidad de crecimiento de empleos tanto del sector privado como del sector público.
En tanto, los aeródromos que se están activando tendrán más actividad, ya que se promoverán alianzas comerciales entre las líneas aéreas internacionales y las nacionales.
El presidente Hernández impulsa la reactivación de la conexión de las rutas de los aeródromos de Gracias (Lempira), Río Amarillo (Copán), Tela (Atlántida), Utila y Guanaja (Islas de las Bahía), Trujillo (Colón), El Aguacate en Catacamas (Olancho) y Choluteca (Choluteca), como una vía para promover el turismo interno y la reactivación económica.
El presidente de la Asociación de Operadores Turísticos (OPTUR), Armando Palacios, destacó que esta sinergia es una muy buena oportunidad para la economía nacional.
Recordó que la conectividad aérea en Honduras siempre ha sido baja porque, aunque a nivel interno los precios sean accesibles, llegar al territorio nacional no lo es, o no lo era hasta antes de la Ley de Pasajes Baratos.
Palacios refirió que “las aerolíneas que hemos tenido operando tradicionalmente han sido aerolíneas enfocadas a negocios; por lo tanto, son más costosas”.
En cambio, “las aerolíneas de bajos costos están enfocadas en el turismo”, dijo.
Sobre el tema de los aeródromos, para Palacios, lo fuerte vendrá una vez que se atraiga al turista extranjero al país, ya que se requiere demanda.
“Una vez que nosotros tengamos turistas llegando, que es a lo que nos va a ayudar esta Ley de Pasajes Baratos, vamos a poder tener vuelos chárter, operaciones privadas, helicópteros, volando a estos aeródromos”, expuso.
*Compensar las temporadas bajas*
Para el presidente de las tour operadoras, una vez que este engranaje entre ambas iniciativas esté fuerte, la tarea de las empresas dedicadas a este rubro será complementar el turismo con otros mercados, atraer estos segmentos cuyas temporadas altas no son las mismas que las locales.
Para el caso, mencionó las fiestas agostinas de los salvadoreños, las vacaciones de los guatemaltecos en noviembre por el receso escolar o la de los canadienses entre diciembre y marzo.
Por ahora, Palacios dijo que están trabajando para atraer turistas de uno de los países con más personas vacunadas a nivel mundial, los Estados Unidos.
“Al atraerlos a ellos (los estadounidenses), ya empezamos a movilizar un poco más de gente y ya se está viendo, al menos en destinos más fuertes como Roatán”, concluyó.
WordPress Lightbox Plugin